LA MAYA
LA VAQUILLA
FIESTAS PATRONALES
TOROS FESTEJOS

Recomendaciones

Basílica de la Asunción
Bodega Maestro Almeida
Ermita de Ntra Sra Remedios
Ermitas y Capillas
Puentes históricos
Puente de la Marmota
Puente del Grajal
Ruta del Toro bravo
Ruta del agua
Rutas de los Molinos y batanes
Yacimientos hispano-visigodos

Ver » Otras Opciones
 
 

CAMINO DE SANTIAGO DESDE COLMENAR VIEJO

1. Presentación
El Camino de Santiago es, desde la antigüedad, una de las más preciadas rutas de la geografía española. A pie, en bicicleta y a caballo, numerosos peregrinos y fieles han recorrido durante la historia los hermosos municipios que se enlazan para constituir una de las más importantes rutas, va no solo religiosa, sino también espiritual, social, geográfica, económica, cultural, monumental v ambiental de nuestro tiempo.

El Camino de Santiago fue la ruta de mayor importancia en la Europa medieval y supuso uno de los hechos de mayor trascendencia en la historia medieval del país. Gracias a dicha rula los pequeños municipios hispánicos pudieron dar a conocer su cultura al exterior y enriquecerse con el intercambio y el paso de peregrinos por sus territorios. Se construyeron iglesias, puentes, monasterios y hospitales, y esta movilidad humana sin precedentes, motivada por la atracción que ejercía la ruta, fue la causa de nuevos asentamientos y el surgimiento de nuevas ciudades a lo largo del trayecto, suponiendo un cambio económico, social y cultural de gran importancia.

Fue tal el auge de esta Ruta Jacobea y su evolución desde el descubrimiento del sepulcro en el siglo IX, que se convirtió en la principal ruta de peregrinación desplazando a las de Roma y Jerusalén. Podemos hablar de una ruta emblemática que ha sido recorrida por una cantidad innumerable de personas durante siglos, y aunque llegado el siglo XIII pareció que el movimiento decaía, hoy en día el Camino continúa siendo un movimiento social, cultural y religioso al que tenemos acceso desde el municipio colmenareño.

Esta ruta jacobea goza de gran fama alrededor de todo el mundo y tiene distintas variantes de caminos desde diferentes orígenes. En el Camino de Madrid es destacable la parada en el municipio colmenareño, y Colmenar Viejo, cabecera comarcal de la sierra madrileña, es el punto de origen y acceso perfecto a la Ruta Jacobea. Desde Colmenar, podemos incorporarnos al camino a tan solo un paso de casa y disfrutando de un ambiente espectacular, tanto por los aspectos arquitectónicos como por la belleza de los parajes naturales que diversos puntos del camino ofrecen.

Ampliar Imagen
Mapa camino desd colmenar

Mil Razones

PARA VISITAR
COLMENAR VIEJO

Descripción del Camino

El ya citado Camino de Madrid no solo destaca por la valía de los pueblos que recorre, el patrimonio histórico artístico, su variada y exquisita gastronomía, así como el incalculable valor estético que ofrecen los sorprendentes paisajes de los municipios, arropados por la majestuosidad de la sierra madrileña. Tras descender del macizo montañoso, las onduladas llanuras de la entrañable meseta arropan y confortan al caminante, hasta su reunión con los peregrinos del Camino Francés, enlazándose ambas variantes en el término municipal de Sahagún unos 300 kilómetros aproximadamente más adelante.

En Madrid, dirección norte y hacia el hospital La Paz, donde encontramos como señalización una flecha amarilla indica el inicio del camino; cruzamos la autovía de Colmenar por un paso elevado, siguiendo la vía de la izquierda que pasa por el hospital Ramón y Cajal. Pasando Fuencarral y dejando el bullicio de la capital atrás, atravesamos un campo de cereal para incorporarnos a la autovía de Colmenar, dejando a un lado Tres Cantos hasta llegar al municipio.

Si la ruta la comenzamos en Colmenar Viejo, localidad de fácil acceso ya que dispone de diversos servicios de transporte público como líneas de autobús, red de cercanías que unen el municipio con la capital en apenas 30 minutos.

Desde Colmenar las vistas son impresionantes. Es incalculable el valor estético tanto de los monumentos de la localidad como de la Sierra del Guadarrama.

Colmenar Viejo es paso obligado del peregrino que salió de Madrid y ya ha pasado por Tres Cantos, ciudad de los sesenta y cuya arquitectura muestra una síntesis de las actuales tendencias.

La Ruta Jacobea en Colmenar Viejo se inicia tanto para el peregrino que viene desde Tres Cantos o Madrid así como para el que desea iniciarla desde esta villa, desde el cementerio, Ermita de Santa Ana y el Polideportivo Lorenzo Rico.

Colmenar Viejo acostado entre la Tres Mantecas y el Cerro del Castillo, merece la pena una breve reseña histórica para el caminante. Inicia su existencia paralela con la población de Manzanares, y esta formado básicamente en sus orígenes próximos por repoblación de segovianos, formando parte del Real, por disposición de Alfonso X en 1268. A principios del XVI pasará a ser dominio señorial.

El Camino comienza en la Ermita de Santa Ana, donde podemos encontrar un cartel explicativo con el plano y perfil del recorrido y un mojón de granito indicativo de la distancia. Confluyen en esta Ermita el Camino de Santiago, señalizado con flechas amarillas y la Senda Real, la ruta GR 124, señalizada con una línea blanca sobre una roja.

Para seguir el Camino de Santiago, partiremos desde la Ermita de Santa Ana y en el Polideportivo Lorenzo Rico tomamos la calle Santa Ana, subimos hasta la Iglesia. Luego tomaremos la calle Isabel la Católica, calle del Viento, calle del Reloj, plaza Berenjena, calle Colmena del Cura, Plaza Maestro Almeida, calle Carretera de Hoyo, calle Jacinto Benavemente, Avda. América, llegando así a la Avda. de los Poetas y Ronda Oeste, la seguiremos hasta la calle Pilar de Zaragoza, donde tras girar a la izquierda siguiéndola hasta el final cogeremos la cañada que nos conduce hasta Manzanares el Real, conocida vía pecuaria Camino de Pozo Escalo.

Salimos del casco urbano a través de nuevas urbanizaciones, una amplia zona de nueva expasión, donde las construcciones adosadas y las nuevas urbanizaciones ocupan lo que en otra época fueron campos y montes abiertos. Pasando así de un pueblo tradicional, a una ciudad moderna.

Nuestro camino nos conduce rumbo hacia la sierra de Guadarrama, dejando a la derecha una pequeña explotación ganadera.

Aun Kilómetro, nos encontramos una bifurcación y tomamos el camino de la derecha, que nos permite franquear por un paso inferior la vía férrea Madrid Burgos )a unos 1.000 metros del cruce anterior.)

Por un tramo de cañada muy agradable, y contemplando ganado vacuno y las flechas naranjas indicadores del camino, llegamos al puente sobre el Río Manzanares que cruza la carretera Colmenar-Cerceda. Próximo a este puente nos encontramos con el denominado puente del Batán, aunque de origen romano, esta señalizado como Medieval. Puente de un solo arco que cimenta directamente en la roca.

Atravesandp el puente sobre el Río Manzanares que criza la carretera Colmenar Cerceda y a 100 metros cruzamos una carretera, que se dirige a las instalaciones del Canal de Isabel II, y cogemos el camino que gira a la izquierda donde pronto encontraremos señales de vía pecuaria, a unos 300 metros a la derecha dejaremos una explotación gnadera denominada la Venta.

A uno 1.500-20.000 metros de aquí encontramos una bifurcación secundaria a mano derecha. Hacemos caso omiso y seguiremos por el camino principal que nos conduce hasta la entrada de la finca Valderrevenga, que dejamos a la izquierda. Continuamos por nuestro camino como 1,5 Km. más, hasta encontrarnos con un ramal a nuestra derecha que abandona claramente el camino que traímos. Tomamos, pues esta desviación que asciende suavemente hasta alcanzar un cota desde la que se comienza a divisar la población de Manzanares el Real.

En nuestro descanso nos encontramos con una bifurcación. Ambas rutas nos llevan hacia el pueblo de Manzanares aunque en esta ocasión cogeremos el camino más secundario (a la derecha) por ser más corto.

La Ruta Jacobea no acaba aquí ni mucho menos. Colmenar solo es el origen que proponemos para llegar al lugar que tanto motiva a los viajeros. Continúa el camino dejando ver a su paso otros municipios de la Comunidad de Madrid y así nos iremos adentrando en la zona norte de la península, pasando el resto de comunidades que nos separan de Santiago de Compostela, y encontrándonos a nuestro paso por Sahagún a los peregrinos que recorren el camino francés.

Lugares de especial interés.

El peregrino tiene la oportunidad de contemplar una obra artística muy preciada en la Comunidad Autónoma de Madrid como es la Basílica de la Asunción de Nuestra Señora, un bello ejemplo del arte gótico. También es posible el acceso a la Bodega del Maestro Almeida, conociendo un poco más la cultura del municipio. Es importante resaltar el conjunto de parajes naturales, cuyo interés reside en las magníficas vistas que ofrece, y de la sierra madrileña.

Comentarios e información de valor:

La Ruta o Camino de Santiago es como ya hemos dicho un hecho social de radical trascendencia. Colmenar se une a una serie de municipios en toda España que dan cobijo a la Ruta y otorgan un punto más de descanso para aquellos que se decidan ir al Campo de Estrellas desde Madrid. Colmenar Viejo ofrece a los peregrinos, una infraestructura de servicios completa en todas sus posibilidades desde alojamiento hasta el más mínimo detalle.

   
   

Pisos en Colmenar Viejo

Pisos en Colmenar Viejo

Más Información...

 

AQUÍ SU PUBLICIDAD

AUTO De Los REYES MAGOS

El el año 1988 vio nacer una Asoiciación Cultural cuyo objetivo
era promover la cultura en nuestroa
Villa y crear un ambiente cultural
prácticamente inexixtente por
aquellas fechas. Alcabo de doce
años, se nos presento el reto de
sacar adelante, junto con otras
asociaciones, instituciones y
personas particulares un proyecto
que llevaba flotando por nuestro
pueblo hacía ya cierto tiempo

BELÉN VIVIENTE


El Belén Viviente se ha consolidado como una de las citas ineludibles de
la Navidad. En las Navidades de 2008
cumple su X Edición. Durante varios
meses, miembros de la Parroquia de
la Asunción en colaboración con el
Excelentísimo Ayuntamiento de
Colmenar Viejo, trabajan para
ofrecer a los visitantes una
representación del Pueblo de Belén.

PASEANDO POR COLMENAR

Los árboles, los arbustos, las plantas
son el adorno y el vestido de la
tierra. Nada hay tan triste como la
vista de una campiña desnuda y
pelada que no ofrece a los ojos más
que piedras, limo y arena.

Pero vivificada por la naturaleza y
ataviada con su traje de bodas
enmedio del curso de las aguas y del
canto de los pájaros, la tierra ofrece
al hombre en la armonía de los tres reinos lleno de vida, de interés y de
encanto, el único espectáculo en el
mundo del que sus ojos y su corazón
no se cansan jamás
Copyright © 2009 Diego Pedrosa . All Rights Reserved. Aviso Lega | Contactar